Las serpientes del encantador

Un hombre para las mujeres de su familia es tan traidor como héroe. El cierre de esta parábola dilucida quién es capaz de sentarse con él en su lecho de muerte.

Comentarios

Todavía no hay comentarios.

Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *